CCA

Los escaparates vacíos se convierten en reclamo a través de siete artistas

24 Julio 2013

Mañana arranca la iniciativa organizada por la asociación Puerto Vivo El objetivo es reivindicar la importancia del casco histórico local.

Durante estos días varios locales vacíos del centro de la ciudad presentan una actividad inusual. Tras llevar muchos meses cerrados, siete de estos espacios se han sumado a la iniciativa puesta en marcha por la asociación de comerciantes y vecinos Puerto Vivo, que arranca mañana jueves y que consiste en ofrecer a otros tantos artistas un espacio en el que instalar sus propuestas, a modo de reclamo para los ciudadanos y como una llamada de atención sobre la importancia que tiene el casco urbano de una ciudad como generador de vida.

Los artistas participantes, todos ellos de reconocido prestigio, son Keka Raffo, Emilia Sánchez Ibargüen, Daniel Sueiras, Juan Ángel González de la Calle, José Antonio Chanivet, José Manuel Paredes y Basilio Iglesias, siendo la comisaria de la muestra la galerista Milagros Delicado.

Se trata de siete artistas de gran talento, la mayoría de El Puerto aunque también se ha querido incluir a otros de municipios cercanos como Jerez (en el caso de González de la Calle) y Puerto Real (Chanivet), para reivindicar así el espíritu metropolitano de la iniciativa.

Como explica Milagros Delicado, a la sazón vicepresidenta de la asociación Puerto Vivo, "todos ellos participan desinteresadamente y se están volcando en el proyecto", al tiempo que quiso agradecer a los propietarios de los locales la cesión de los mismos, hasta el próximo 12 de agosto. Y como dicen que de una cosa sale otra, la iniciativa parece que le ha traído suerte a uno de estos locales (ubicado en la calle Larga) que ya ayer anunciaba la próxima apertura de una mercería.

Milagros Delicado señala que este proyecto no consiste solo en ubicar una serie de cuadros en escaparates, sino que se trata de "contar historias". Cada uno de los artistas ha tenido libertad absoluta para el uso del espacio y cada instalación contará con su propio espíritu y una propuesta diferente.

En el proyecto colaboran también el Ayuntamiento y el Centro Comercial Abierto (CCA).

La asociación Puerto Vivo lleva trabajando ya varios meses y nace de la necesidad de un grupo de empresarios y vecinos de involucrarse ante la situación que atraviesa el centro de la ciudad, con una notable falta de población, el deterioro de muchos edificios y la creciente inactividad de los locales comerciales. "Queremos ayudar en lo posible", explican algunos de los miembros de la asociación", y esta iniciativa que estará en marcha hasta el 12 de agosto es la primera actividad con la que se ponen en marcha.


 


Fuente. Diario de Cádiz